TAILANDIA: Palacios, templos y chinatown.

escrito por Viajes en la Mochila 18/12/2016
TAILANDIA: Palacios, templos y chinatown.

Segundo día en Bangkok para seguir descubriendo esta ciudad y los tesoros que esconde. Hoy visitaremos el Gran Palacio y el templo del Buda Esmeralda, el famoso Buda de Oro y la conocida Chinatown.

GRAN PALACIO Y BUDA ESMERALDA O WAT PHRA KAEW

El Wat Phra Kaew se encuentra a unos 25 min andando de Khao San Road, por lo que vamos dando un paseo y de paso descubrimos las actividades matutinas de los ciudadanos tailandeses.

Este abre sus puertas a las 8:30h. Salimos temprano para estar en la puerta cuando abran y así intentar hacer la visita con el mínimo de gente posible. Aunque llegamos algo después de las 8 h ya hay una cola que ocupa casi toda la calle. Este palacio es un lugar muy famoso en este país, por lo que es la mayor atracción turistica de la ciudad, y es visitado por miles de turistas diariamente, por lo que verlo con poca gente es una misión casi imposible.

Un poco de historia

El Wat Phra Kaew es donde se encuentra el famoso templo del Buda Esmeralda. El lugar fue consagrado en 1782 y es destino de peregrinación para los budistas y los nacionalistas. Tiene un total de 94,5 hectáreas y en todo el recinto podemos encontrar más de 100 edificios y grabados que resumen dos siglos de historia monárquica y de modificaciones arquitectónicas.

Dentro de este reciento encontramos también El Gran Palacio, utilizada como sede real desde el siglo XVIII hasta mediados del siglo XX, pero este lugar, actualmente, ya no es utilizado como residencia de los reyes de Tailandia y el rey tan solo lo utiliza en ocasiones especiales como, por ejemplo, una coronación.

La visita

La entrada de este lugar es algo cara, sobretodo para los precios hay en Tailandia. La entrada cuesta 500 baths, y con ella puedes visitar, ese mismo día, el parque del palacio Dusit donde está la mansión de teka de Vimanmek y el salón del trono Abhisek Dusit.

En los alrededores de este lugar es muy habitual que hayan timos. Como que os paren y os digan que el Gran Palacio está cerrado por algún motivo, y se ofrezcan a llevaros a otro lugar, o que alguien se os ofrezca como guía o que intenten venderos entradas falsas. Si os pasa algo de esto haced caso omiso y continuad con vuestros planes.

En este lugar son muy muy estrictos con el tema de la vestimenta. Nada de tirantes, pantalones cortos, ajustados, escotes, etc, pero tampoco sirve el taparte con un pañuelo como se hace en el resto de templos del país (cosa que nosotros pensábamos que si). Aquí, si no vas vestido adecuadamente, no puedes entrar. Pero no os preocupéis por la ropa porque, justo en la entrada, hay una sala donde te alquilan la prenda que necesites por 20 baths que después te devuelven. Es muy importante que deis el dinero justo porque no dan cambio.

Ahora que estamos vestidos adecuadamente podemos empezar a disfrutar de este lugar. La primera parada es una pasarela cubierta que tiene sus paredes decoradas con murales de Ramaikan. Estos murales fueron pintados durante el reinado de Rama I, del 1782-1809.

Después de admirar las pinturas entramos al recinto interior por unas de las puertas custodiadas por la pareja de yaksha, que son unos gigantes místicos que protegen las entradas.

El interior no puede sorprendernos mas. Sus tonos dorados, el brillo de sus decoraciones, los detalles de las edificaciones y sus edificaciones en si, en definitiva, que nos sorprende y nos encanta todo lo que ven nuestros ojos. No sabemos si seremos capaces de asimilar tanta belleza.

Pero el principal reclamo del templo es el famoso Buda Esmeralda que es la figura de buda más venerada del país. Se encuentra alojado dentro del famoso both (sala del templo principal)  construida expresamente para albergarlo. Este buda, a pesar de su nombre, es una pequeña estatua, de unos 45 cm, de jade que está sentado con la postura de la flor de loto.

Según cuenta la leyenda un rayo cayó sobre un templo de Chiang Rai y la figura cató al suelo y se agrieteó. Al caerse perdió parte del revestimiento de yeso de barro con el que se solía proteger las imágenes más valiosas de Buda. Los monjes al eliminar esa capa, descubrieron que la estatua era una representación perfecta de Buda tallada en una pieza sólida de jade, una piedra preciosa y por su color verde tomó el nombre del Buda Esmeralda.

El Buda Esmeralda no puede visitarse como tal,  pues solo lo puede hacer el rey. Los turistas tan solo podemos verla desde lejos. El Buda esta cubierto con telas reales que se cambian 3 veces al años, en presencia del rey, en una ceremonia que simboliza los cambios de estación. Para entrar a ver el Buda hemos de descalzarnos y en su interior está prohibido hacer fotos o vídeos.  (fotos de diariobeijaflor)

Después de contemplar esta maravilla arquitectónica y de sufrir un calor espantoso, todo sea dicho, nos vamos a ver el Gran Palacio que se encuentra dentro del mismo recinto justo al lado.  Esta parte es bonita pero no tan espectacular como la otra. Esta es más sencilla ya que los edificios no están tan adornados como  los otros y no llaman tanto la atención pero aún así es muy bonito.

En la zona del Gran Palacio apenas pueden visitarse algunos edificios, ya que casi todos están cerrados al publico. Pero la edificación más destacada de este lugar es el Chakri Mahaprasat cuyo exterior combina formas de la arquitectura occidental y tailandesa tradicional.

De casualidad vimos el cambio de guardia real que realmente vale mucho la pena.

Con todo esto finaliza nuestra visita a este precioso lugar. Devolvemos la ropa que hemos alquilado y nos vamos a recoger los billetes para tren nocturno que hemos reservado desde España. Todo esto ya os lo explicaremos en otro post con más detalle. Cogemos el primer tuk – tuk del viaje y nos vamos a la estación de tren de Hualamphong a recogerlos. Ya con los billetes en nuestro poder proseguimos con la programación del día, visitar el Buda de Oro.

WAT TRAIMIT O BUDA DE ORO

Este templo se encuentra muy cerca de la estación de tren de Hualamphong por lo que vamos dando un paseo. Cuando llegamos a la zona vemos un templo que se alza en la lejanía,debe de ser ese, ya hemos llegado. 

Unas largas escaleras nos conducen hacia lo mas destacado de este templo, el impresionante Buda de Oro. Este Buda es de oro macizo, que mide 3 metros de altura y pesa 5,5 toneladas, es la mayor estatua de oro macizo del mundo. Este Buda es totalmente impresionante y nos ha dejado literalmente sin palabras.

Muchos fieles se acercan hasta este templo para mostrar sus respetos a Buda y dejar sus ofrendas. 

Para entrar a verlo hemos de descalzarnos y taparnos hombros y piernas. Si no lleváis pañuelos ni nada para taparos a la entrada hay un lugar donde te prestan lo que necesites. Como dato útil, en su interior si que se pueden hacer fotos pero no te dejan grabar en vídeo, el motivo de esto lo desconocemos totalmente, pero si te ven hacerlo te llaman la atención.

Un poco de historia

A principios de los años 1930, unos trabajos de acondicionamiento de las orillas del río Chao Phraya, cerca del barrio chino de Bangkok, requirieron la destrucción de un viejo templo abandonado que contenía una estatua de Buda en estuco dorado. Como era impensable destruir la estatua, a pesar de su aspecto poco atractivo, se decidió trasladarla al Wat Traimit, una pagoda de poca relevancia, como hay tantas en la ciudad, y porque estaba en el barrio chino. El templo no tenía edificio apto para almacenarla, y la estatua estuvo 20 años en el exterior, bajo un simple techo de chapa.

En 1955 debía construirse un nuevo edificio y los monjes decidieron instalar allí la estatua. Una grúa tenía que desplazarla con precaución, pero desafortunadamente cedió un cable y la estatua cayó en el barro. Este mal presagio asustó a todo el mundo, y después de una fuga multitudinaria, la estatua quedó abandonada en el suelo. Era la estación de las lluvias, y como para dar la razón a los malos presagios, una formidable tormenta se desencadenó toda la noche, anegando la ciudad bajo trombas de agua.

Al alba, el superior de la pagoda volvió a pesar de todo a evaluar los daños, y empezó a quitar los restos de barro de la estatua, observando que el estuco mojado estaba agrietado y dejaba ver un metal brillante. Tras algunas indagaciones se apercibió que bajo el estuco, la estatua era de oro macizo. Esta noticia dio la vuelta a la ciudad, asegurando al templo una fama, una riqueza y un incremento en las visitas nunca más disminuida.

Se supone que la estatua, procedente de Ayutthaya, fue escondida bajo una capa de yeso para sustraerla de la codicia de los birmanos que asediaban la ciudad. Más tarde, transportada a Bangkok, se perdió su recuerdo, permaneciendo sepultada en el olvido durante casi 200 años.

Este templo, actualmente, es muy famoso y es visitado por muchos turistas durante el año. Esto sumado a los donativos de la gente hace que el templo tenga grandes beneficios por lo que, hoy en dia, el famoso Buda de Oro esta protegida en una preciosa construcción de mármol de 4 pisos. 

CHINATOWN

Ahora toca viajar a China pero sin salir de Tailandia, vamos a conocer Chinatown. Si que es verdad que hay muchos barrios chinos repartidos por el mundo, como por ejemplo en Yokohama (Japón), Londres, Nueva York, París…, pero este tiene una peculiaridad, y es que este es uno de los barrios chinos más antiguos del mundo.

Chinatown también es conocida como Yaowarat, por la calle que lo recorreSin duda en este barrio reina el caos, los mercados y los puestos callejeros de comida, como si de la propia china se tratase. Es un barrio muy autentico, realmente es como si hubieras viajado a la propia china. 

Uno de los reclamos principales de este barrio, a parte de ver el Buda de Oro, son sus mercados y su variedad gastronómica. Es un lugar con dos caras, la diurna, con sus mercados y su trafico y la nocturna, con un gran ambiente, restaurantes y puestos callejeros. Un lugar que despierta opiniones de todo tipo, amado por uno y odiado por otros, pero lo que no podemos negar es que es un lugar que no te dejará indiferente. 

La Visita

En nuestro recorrido vemos un par de templos que nada tienen que ver con los tailandeses. El color rojo y los farolillos reina en ellos, pero no dejan de ser bonitos además de muy tranquilos. 

Después vamos a pasear por sus mercados, el Talat Mai. Este mercado tiene casi dos siglos de historia. Su nombre “Mercado Nuevo” no parece muy acertado para describir esta zona comercial. Se trata de un callejón estrecho encajonado entre edificios donde encontramos comida con una gran variedad de aromas.

Un poco de historia

Chinatown nació en 1782 cuando el Rey Rama I (primero de la dinastía actual) decidió mover su ciudad de un lado al otro del río, empujando a los inmigrantes chinos un poco más lejos del Río Chao Phraya, hasta la zona donde están ahora.

PARQUE SANTICHAIPRAKAN Y FUERTE DEL PHRA SUMEN

Después de descubrir durante un largo rato esta zona de Bangkok cogemos taxi boat de regreso a nuestro hotel. Pero, aprovechando que nos viene de camino, paramos en el Parque Santichaiprakan a descansar y disfrutar del relax de estos lugares. Este parque, aunque es pequeño, tiene unas bonitas vistas al río Chao Phraya.

Pero este parque guarda otra sorpesa y es su fuerte. Este es uno de los fuertes originales de la Bangkok del s. XVIII, construido como defensa ante posibles invasiones navales. Tiene forma octogonal y está construido de piedra y estuco era una de las 14 torres de vigilancia de que constaba la ciudad.

Después de descansar y recargar algo las pilas nos vamos al hotel a preparar mochilas e ir a cenar y a disfrutar de Khao San Road y su ambiente nocturno. Mañana nos trasladamos a la siguiente ciudad Kanchanaburi, nos os lo perdáis. 

DATOS PRÁCTICOS

GRAN PALACIO Y BUDA ESMERALDA

  • Entrada: 500 THB (incluye entrada al parque del palacio Dusit el mismo día)
  • Horario: 8:30h a 16:00h
  • Como llegar: Parada Tha Chang del taxi boat

BUDA DE ORO

  • Entrada: 40 THB
  • Horario: 8:00h a 17:00h
  • Como llegar: Parada Tha Ratchawong del taxi boat o metro parada Hua Lamphong salida 1

¿Te ha gustado el post? compártelo y déjanos un comentario, nos gustaría saber tu opinión.

 Suscríbete para unirte a nuestra comunidad viajera y no perderte nada!!

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario